Cumbria, The Lake District

3 respuestas

Europa
14112011024

Hace unos días tuve la oportunidad de visitar la región de Cumbria, en el norte de Inglaterra, y la verdad que ha sido un destino que me ha sorprendido gratamente. Gracias a una intensa campaña de promoción, Cumbria también es conocida como The Lake District (la región de los lagos), y es que el Parque Nacional ocupa una gran parte del territorio. Este Parque Nacional está gestionado por National Trust, una organización sin ánimo de lucro que colabora con el gobierno central en la conservación y gestión tanto del patrimonio natural, como cultural de Inglaterra.

Dentro de los límites del Parque nos encontraremos una gran variedad de actividades para realizar al aire libre con infraestructuras adecuadas, por ejemplo, existen senderos específicos para bicicletas, otros para senderismo, y otros en los que solo podremos ir a caballo. También se debe destacar que muchos de estos senderos, sin estar asfaltados, son perfectamente accesibles para sillas de ruedas o de niños, por ejemplo. Otras de las actividades que se pueden practicar en los lagos y alrededores son rutas en canoa, escalada, vela, etc.

Durante mi escapada a Cumbria también visité Grizedale Forest, una bosque lleno de esculturas que se integran a la perfección con la naturaleza. En el Centro del Visitante nos propondrán diferentes rutas, unas más cortas que otras, perfectamente señalizadas. Personalmente, me pareció una bonita idea utilizar el arte como herramienta para atraer a la gente al medio natural, además también creo que es una manera muy original de exponer las obras de arte, ya que creo que las esculturas se integraban perfectamente en el medio, dándoles incluso un valor añadido.

El segundo día estuvimos con Anette disfrutando de la experiencia Cumbria on a plate, con ella pudimos conocer la gastronomía de la zona, bastante desconocida por todos los que formábamos el grupo. Cumbria on a plate es un experiencia en la que Anette nos mostró los productos de la zona, la cocina que realiza se basa en el movimiento slow food, por lo que todos los productos que utiliza los adquiere en granjas cercanas. Con ella conocimos detalles de cada producto, los cocinamos, y finalmente disfrutamos de la cocina que entre todos habíamos preparado. Sinceramente, es una de las experiencias que más me gustó: por un lado, me sorpendió la gastronomía de Cumbria, ya que en anteriores estancias en Inglaterra me había parecido que la gastronomía no era un fuerte del país; y por otro lado, Anette fue muy simpática y amable, y dió respuesta a todas nuestras dudas.

Por último, también visitamos Carlisle y la muralla de Adriano, en el norte de la región, a 10 millas de la frontera con Escocia. La muralla de Adriano es para ellos unos de los mayores atractivos turísticos, pero personalmente, yo me esperaba otra cosa, ¿quizás no creía que eran unas ruinas?, ¿quizás esperaba ver una muralla china a la inglesa?

La muralla la comenzó a construir Adriano en el año 122 para controlar las tribus sin colonizar que resistían en el Norte (Escocia). La muralla se extiende desde Newcastle (costa este) hasta Cumbria (costa oeste), y a lo largo de la misma también se construyeron fortalezas y torretas de vigilancia de las que apenas queda rastro.

Gracias al muro de Adriano Carlisle, en tiempos romanos Luguvalium,  recibe al año miles de turistas que recorren los edificios más emblemáticos de la ciudad. Carlisle es una ciudad pequeña, pero con gran vida comercial y edificios tan emblemáticos como  el Castillo, La Ciudadela, Citadel Station (estación de ferrocarril de 1847), su catedral, etc. En definitiva, Carlisle es una ciudad con historia, y eso queda reflejado en sus edificios y calles.

Si te ha gustado, ¡suscríbete!

[mc4wp_form id="482"]

3 Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *